Mi padre.

Practicante del Hospital Regional de Temuco.

 

Durante mi infancia lo vi muy poco. (Se levantaba muy temprano y regresaba muy tarde).

 

Siempre creí que no me quería y que yo nunca lo iba a querer. Sin embargo, al pasar los años, descubrí que le tengo un inmenso cariño y valoro su ejemplo de hombre honesto y trabajador.

 

A la fecha (2009) ya no está con nosotros. Se fue al cielo, a reunirse con mi madre, mientras yo andaba cantando por los Estados Unidos y cada vez que paso por Temuco les llevo una flor y les cuento cosas.